Viticultores exigen control ante un final de campaña razonable

Los responsables de la Unión de Pequeños Agricultores y Ganaderos de Castilla-La Mancha hicieron una valoración de la campaña, luego de asistir recientemente al análisis de la importancia estratégica del sector vitivinícola. UPA resaltó, entre otros temas, la venta a pérdidas y su inclusión en la modificación de la ley de la Cadena Alimentaria, “queremos compromiso de las administraciones; que no quede solo en papel, que se lleve a cabo, que se ejecute”, ha dicho Alejandro García-Gasco Alcalde, responsable de Vino de UPA, quien ha matizado que en un año como este “con incremento de costes y bajo rendimiento de campaña, no se cubren los costes de producción porque no compensa”.

Según el responsable de Vino de UPA, la campaña ha sido corta y menor que otros años, con 22 millones de hectolitros en la región, y 39 o 40 a nivel nacional. De esta manera, el sector debe de aprovechar la situación de mejora de ventas para trabajar en medidas de cara al futuro para no repetir situaciones de incertidumbre como la de este año.

La organización agraria apuesta a la defensa de la ley de la Cadena Alimentaria, en concreto por el control del fraude, se pide complicidad de las administraciones, tanto regional como estatal, “hay que controlar la venta a pérdidas. Asimismo, tenemos que ser más ambiciosos con el control de rendimientos, por ejemplo. Y ser más restrictivos, incluir medidas de mercado para el sector ante una situación de crisis como la que hemos vivido”. En este sentido, la organización agraria anima a denunciar a aquellos viticultores aprecien o sufran incumplimientos de las normas, todas las prácticas ilegales en los precios o en los contratos “que sean valientes y denuncien”.

UPA es exigente en lo referido a la organización del sector y reclama precios justos, acorde a la importancia del sector, “algo que ha quedado probado y patente, con datos rigurosos como vimos en Tomelloso en fechas recientes”; los mismos datos que indican que los viticultores no llegan a cubrir los costes de producción. “En un año como este, con explotaciones con reducción de más del 30 % de producción y aumento de costes por tratamientos extraordinarios frente al mildiu, o el oidio, a muchos no les salen las cuentas”.

Además, dentro de la aprobación de medidas de la ley de la Cadena Alimentaria, se encuentra la prohibición de venta a pérdidas “que debe ser más que un mero reflejo en un papel, una norma efectiva para la rentabilidad de las explotaciones vitícolas de la región”. La organización da un paso más y explica que es una oportunidad para los viticultores de cooperativas, el 75/80 % de la producción de vino y mosto en Castilla-La Mancha; a quienes UPA considera claves y deben aprovechar esta oportunidad para sacar mayor valor añadido a la uva y “más en una campaña corta y de reducción de rendimientos como la que hemos vivido”.

Ministerio de Agricultura y Unión Europea

La Unión de Pequeños Agricultores y Ganaderos se encuentra trabajando junto al Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación en la nueva aplicación de medidas de reestructuración para el cumplimiento de los requisitos de la nueva PAC, priorizando en la financiación a las pequeñas y medianas explotaciones. UPA es favorable a la limitación de rendimientos por hectárea exigiendo que las limitaciones se cumplan con rigor; como rigor se reclama en relación al pago de la uva por parte de las bodegas “todo ello con la finalidad de proteger los derechos y la renta de los viticultores, con un régimen sancionador fuerte”.

Desde el punto de vista ambiental y la mejora de la eficiencia energética, las medidas tienen que ayudar a los viticultores a mejorar la gestión de sus viñedos, y pueden ser una oportunidad para la mejora en la competitividad, como la gestión sostenible del suelo. En lo que se refiere a la nueva medida de inversiones en explotaciones debe suponer un antes y un después para las explotaciones vitícolas, aumentar la competitividad y rentabilidad. Cuestiones que suponen un largo trabajo por delante, debatido con el sector.

Por último, desde la Unión de Pequeños Agricultores y Ganaderos de Castilla-La Mancha se indica la importancia del paquete de medidas excepcionales que la Comisión Europea adoptó en fechas recientes y que estarán disponibles hasta octubre de 2022 como son actividades de promoción e información, la reestructuración y reconversión de viñedos, la vendimia en verde y las inversiones. Por otra parte, se prolonga hasta el 15 de octubre de 2022 la posibilidad de conceder una mayor contribución con cargo al presupuesto de la Unión Europea; y se prorrogan las flexibilidades concedidas para las medidas del programa vitivinícola hasta el 15 de octubre de 2022.

La entrada Viticultores exigen control ante un final de campaña razonable se publicó primero en Diario de Castilla-la Mancha.

Ir arriba